dilluns, 14 de març de 2005

Pienso que hay que cambiar muchas cosas pero sobre todo los pensamientos de la mujer de como educar a los hijos. Pues nunca se nos ocurre comprarle una muñeca a un niño ni ponerlo a coser o a planchar pues le echamos la culpa al hombre. Las educadoras de los hijos somos las mujeres. Cambiemos todo eso y no diferenciemos entre el hijo y la hija, dandoles la misma libertad desde que nacen para poder elegir y pienso que todo cambiara.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada